Esta web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar la visita, aunque en ningún caso se utilizan para recoger información de carácter personal.

Política de cookies

La Noria lanza una guía para promover el teletrabajo y la llegada de nómadas digitales al medio rural

Diputación de Málaga

Noticias


La Noria lanza una guía para promover el teletrabajo y la llegada de nómadas digitales al medio rural

La publicación, que se enmarca en el convenio de colaboración entre la Diputación y Fundación "la Caixa”, aborda aspectos que preocupan a los teletrabajadores, como infraestructuras, entorno y cultura

Antonia Ledesma explica que se dirige especialmente a los municipios en riesgo de despoblación para que diseñen estrategias que atraigan a personas que puedan teletrabajar

El Centro de Innovación Social La Noria, de la Diputación de Málaga, lanza una breve guía y una autoevaluación para promover el teletrabajo y la llegada de nómadas digitales al medio rural. Este proyecto, llevado a cabo por Rooral, se enmarca en el convenio de colaboración entre la Diputación y Fundación "la Caixa” a través de La Noria.

La vicepresidenta y diputada de Innovación Social y Despoblamiento, Antonia Ledesma, ha explicado que “a través de la guía se busca apoyar a los municipios en riesgo de despoblación, ofreciendo información relevante que pueda ayudar en el diseño de estrategias que atraigan a personas que puedan teletrabajar y que además aporten valor al pueblo”.

La información que recoge la guía ha sido obtenida por Rooral a través de una encuesta a más de 125 personas de la provincia de Málaga y de otras zonas de España y de Europa con interés en trabajar desde los distintos municipios.

Autoevaluación

La guía al completo, así como el breve test de autoevaluación, aborda los tres escenarios que engloban las principales necesidades que los nómadas digitales han manifestado: infraestructuras, entorno y cultura.

A través de la autoevaluación dirigida a las entidades locales, miden su grado de adecuación en cuanto al teletrabajo en su territorio.

Para ello se realizan hasta 10 preguntas por escenario con una puntuación de 0 a 10, con el objetivo de conocer el grado de implementación. Teniendo en consideración la puntuación obtenida, la autoevaluación les sugiere revisar sus estrategias para conocer en qué aspectos cada municipio necesita mejorar las condiciones de teletrabajo.

Necesidades de los nómadas digitales

El perfil de las personas nómadas digitales que van a teletrabajar desde un pueblo es diferente a las personas que prefieren teletrabajar desde las ciudades. Los primeros valoran el contacto con la naturaleza, la comunidad local y las oportunidades de mejorar su bienestar.

Teniendo en cuenta los tres escenarios abordados en la guía, en cuanto al entorno, el 90,3% de quienes han participado en el estudio aseguran que el aspecto más importante para ir a teletrabajar al entorno rural es el poder tener contacto con la naturaleza. También el 82,2% de las personas encuestadas señala el senderismo como la actividad destacada en los entornos rurales. así como el clima, que se presenta como un aspecto fundamental.

La cultura del pueblo también es un aspecto muy valorado entre las personas teletrabajadoras. El 77,4% subraya la importancia de que el lugar sea seguro, tenga un buen ambiente vecinal y el 56,5% valora la necesidad de integrarse en una comunidad inclusiva. Para ello, el municipio debe ser amistoso con la comunidad LGBTQ+, con otras religiones diferentes a la predominante en la zona, con grupos étnicos diversos, así como con otras culturas e idiomas.

Por último, el 66,1% de los participantes recalca el interés en realizar actividades gastronómicas y el 57,2% señala las actividades típicas locales y culturales como puntos fuertes a la hora de decidir a qué pueblos dirigirse.

De igual modo, para las personas teletrabajadoras es fundamental que haya una buena infraestructura digital. Más del 90% de los encuestados considera muy importante que haya buen acceso a Internet con fibra óptica en el pueblo donde vayan a trabajar. Igualmente, resaltan la necesidad de contar con comunicaciones adecuadas para planificarse de forma independiente con línea de autobús o estación de tren cercana.

Despoblamiento

Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), Málaga cuenta con 45 municipios rurales en riesgo de despoblación. Una de las iniciativas potenciales para frenar esta situación es aprovechar las oportunidades laborales digitales que se han intensificado estos últimos años, durante y después de la pandemia.

En este sentido, Antonia Ledesma incide en que atraer a teletrabajadores al territorio rural puede ser una acción efectiva para apoyar la reactivación de los municipios en riesgo de despoblación, ya que, además de traer mayor consumo local, muchos aportan energía, curiosidad e ideas que pueden ser de gran valor para la localidad. Además, es frecuente que parejas teletrabajadoras quieran entornos más naturales donde criar a sus hijos, trayendo vitalidad y juventud al pueblo, ha añadido.