Esta web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar la visita, aunque en ningún caso se utilizan para recoger información de carácter personal.

Política de cookies

La Diputación termina la obra del centro de autismo en Antequera en el que ha invertido 400.000 euros

Diputación de Málaga

Noticias


La Diputación termina la obra del centro de autismo en Antequera en el que ha invertido 400.000 euros

El presidente, Francisco Salado, afirma que el presupuesto para 2024 incluirá una partida de 300.000 euros para adecuar un jardín de casi 20.000 metros cuadrados para atender a personas con TEA de la provincia y desarrollar proyectos de investigación y experimentación social

La institución provincial y la Fundación EDAU firman un protocolo para poner en marcha actividades que redunden en la mejora de la calidad de vida de estas personas y de sus familias

Salado apunta que las familias tendrán “un papel absolutamente protagonista” e invita a las entidades sociales y a las empresas privadas a que participen en este proyecto a través de sus acciones de RSC

La Diputación de Málaga ha acabado los trabajos del centro de autismo ubicado en Antequera, un edificio de 290 metros cuadrados en el que la institución provincial ha invertido un total de 400.000 euros. Además, el presidente, Francisco Salado, ha anunciado que en el presupuesto de 2024 se incluirá una partida de 300.000 euros para adecuar el jardín, que se configura como un lugar para compartir con las familias, un área de recreo con carácter pedagógico y un área divulgativa y de juegos.

Salado, que ha firmado un protocolo con la Fundación EDAU (Educación Autismo), ha apuntado que el inmueble, ubicado en el complejo La Vega, dispone de sala de estar con comedor, sala de atención especializada, una sala anexa con acceso independiente para tratamiento individual, una sala de fisioterapia, vestuarios y baños adaptados.

“El objetivo es convertir este espacio en un lugar de convivencia, de aprendizaje de la vida cotidiana y, por supuesto, de atención a personas con TEA y a sus familias”, ha apuntado el presidente, quien ha indicado que este edificio, que funcionará como centro de día, podría entrar en funcionamiento con las primeras ocho plazas a primeros de año, una vez que estén conveniadas con la Junta de Andalucía.

Respecto al jardín, servirá para atender a personas con espectro autista y para desarrollar distintos proyectos de investigación y experimentación social. Ocupa una superficie de 19.710 metros cuadrados y ha sido cedido por la Junta de Andalucía.

Esta zona será una de las más importantes del centro y se presenta como un lugar para realizar múltiples actividades: un espacio de ocio para compartir con las familias; un área de recreo con carácter pedagógico, con huertos, plantaciones diseñadas para involucrar e inspirar, senderos táctiles y recorridos descalzos; un área divulgativa y de juegos, que facilita las relaciones sociales y favorece el desarrollo de la comunicación y el lenguaje; una zona de deporte, con juegos de agua y caminos para bicicletas y triciclos; espacios para la contemplación, con elementos que permitan disfrutar e interactuar con la naturaleza; y un jardín terapéutico, con plantas aromáticas como el tomillo, el romero, la lavanda, la menta, la madreselva o el jazmín, que invitan al paseo y al descubrimiento.

Salado ha explicado que en el centro de autismo las familias tendrán “un papel absolutamente protagonista en todos los proyectos que pongamos en marcha”, y ha añadido que “también queremos a implicar a las entidades sociales y a las empresas privadas que, a través de sus políticas de RSC, puedan apoyar a este colectivo desde distintos ámbitos, como la formación y capacitación para el empleo e incluso la inserción laboral”.

Por su parte, la delegada territorial de Inclusión Social, Juventud, Familias e Igualdad de la Junta de Andalucía en Málaga, Ruth Sarabia, ha destacado la colaboración institucional entre el Gobierno andaluz y la Diputación para poner en marcha este “proyecto innovador en Andalucía”, que será un referente en innovación, formación y sensibilización sobre temas relacionados con el autismo.

José Reyes, presidente de Autismo Málaga y de la Federación Andaluza de Autismo, ha explicado que, además del centro de día, el hecho de poder contar con un jardín de tales dimensiones “va a ser extraordinario, ya que ahí podremos ir calibrando qué posibilidades y qué herramientas se podrán habilitar para trabajar con estas personas”.

Y Diego Vela, presidente de la Fundación EDAU, ha mostrado su satisfacción porque en este espacio se podrán desarrollar muchas actividades y también será “un lugar de encuentro para entidades que buscamos la innovación” y donde poder trabajar para que estas personas sean lo más autónomas posible.

Trastorno del espectro autista

El autismo es una condición  de origen neurobiológico que afecta principalmente a la comunicación y a la interacción social. No lleva asociado ningún rasgo físico o diferenciador y acompaña a la persona a lo largo de toda su vida, aunque sus manifestaciones pueden variar en función de la etapa vital, de las experiencias y de los apoyos que reciban esas personas.

Se estima que, en toda España, el 1% de la población infantil presenta este trastorno y estas personas, cuando son menores pero también cuando crecen, necesitan ayuda. En la provincia se calcula que son más de 11.000 las personas afectadas.