Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo.
 
×

Historia de Canillas de Albaida

Diputación de Málaga

Historia de Canillas de Albaida

Históricamente el origen de Canillas de Albaida está fechado en el siglo trece. Albaida en árabe significa "blanca", por lo que no hay duda de su origen islámico. En los archivos de Al-hwaz o têrmino de Vêlez, constaba Canillas de Albaida como alquerîa perteneciente al mismo.

En 1487 Canillas se suma a los requerimientos de los Reyes Católicos tras las reconquista. En el año 1569, sus hombres se unen a los vecinos de la Axarquîa y se rebelan contra el poder de Felipe Segundo hasta que son derrotados en la batalla del Peñón de Frigiliana. Es entonces cuando a Canillas de Albaida llegan pobladores de las localidades vecinas y del resto de Andalucîa comenzando el cultivo de viñedos, cereales y olivares.

La configuración de su casco urbano no difiere del habitual trazado árabe axarqueño, aunque presenta algunos contrastes más acusados. Asî veremos una enorme diferencia entre la explanada de las Esperillas y las boca-calles de la calle Estación, casi verticales. El callejón de Araceli es la expresión de la máxima estrechez, ya que apenas permite el paso de una persona. Todo el trazado serpentea alrededor de la plaza central, en la que están el Ayuntamiento y la iglesia de Nuestra Señora de la Expectación (del diecisêis y remodelada en el dieciocho). En la parte alta del pueblo encontraremos la ermita de Santa Ana y en la más baja la de San Antón.

Actualmente la influencia de Cómpeta se deja sentir en Canillas de Albaida, que sirve de polo de atracción para los negocios. Si los pueblos a pies de la Sierra Tejeda tienen una agricultura austera, los de Sierra Almijara cuentan con una elevada productividad, ganada a pulso a los largo de los siglos. Casi todo el têrmino municipal es útil para las actividades agrîcolas: la vid, las huertas de hortalizas en los bancales, los almendros y el olivar. La diferencia en cuanto a la producción vitivinîcola de Canillas respecto a los demás pueblos de la zona es que, a parte de vino y pasas, consigue una delicada uva moscatel de mesa.