Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo.
 
×

GR 249. Etapa 08: Canillas de Aceituno - Periana

Diputación de Málaga

GR 249. Etapa 08: Canillas de Aceituno - Periana

Por el límite del Parque Natural

La salida desde Canillas lleva tras 700 metros de carril hormigonado a un sendero entre pinares que corta una acequia y unos barranquitos secos hasta que inicia una fuerte bajada hacia el oeste y desemboca en el fondo del valle principal. Donde se cruza en el kilómetro 1.5 es sólo una rambla seca, pero en la Fájara coinciden dos barrancos de interés, el de los Tajos Lisos y el de la Cueva de Don Pedro, más occidental. Hay un abrigo muy llamativo, la Cueva de las Cabras, y la propia Cueva de la Fájara por debajo entre adelfas, con galerías exploradas de 1.500 metros de desarrollo que en tiempo de recarga de acuíferos desaguan acompañando a la surgencia del Río Bermuzas. A este manantial permanente que sale de debajo de una roca se llega descendiendo un poco por el cauce.

El camino coge altura rápidamente, cruza una de las muchas cancelas que traspasan la frontera del Parque Natural y desde aquí ya lo deja siempre a la derecha, tras la alambrada. El senderito tiene algunas partes empedradas y siempre va en ascenso, a veces entre los pinos pero normalmente por el límite del bosque cerrado. Hay una calera hacia la izquierda, entre los espartos y romeros y un poco más adelante se llega a un grupo de casas, que se deja a la izquierda.

Se pasa por otra calera en un lugar rocoso y empinado hasta que se llega a un puerto, la Loma de Canillas (km 4.4), donde los cortados de la cantera de Alcaucín obligan a girar bruscamente hacia el suroeste. Ahora ya el sendero va por un carril terrizo con dos depósitos de agua y viñedos a ambos lados, que cerca de unas antenas de comunicación está ya hormigonado. Hay una larga bajada que pasa por la base de la cantera, las casas se hacen más frecuentes y se llega a Alcaucín.

 

El valle medio del río Alcaucín

Caminando hacia el oeste se atraviesan los barrios sureños del pueblo, con algunas de sus famosas fuentes, y tras pasar unas urbanizaciones se cruza la carretera MA-4104 para comenzar a descender decididamente entre casas de campo y bujeos dedicados al pas¬to, el cereal y el olivar. En Peña Rodera se deja la dirección que se trae para ir girando paulatinamente hacia el sur siguiendo el valle del río Alcaucín, cuyo cauce se cruza en el kilómetro 8.0 entre cañaverales. Más abajo sí que hay una hermosa alameda, que se ve desde un alto del carril con cultivos subtropicales. Uno de los centenarios algarrobos de la zona está a la izquierda, antes de un cruce de carriles, y un poco más adelante una era de grandes dimensiones justo antes de llegar a Venta Baja.

Un kilómetro por el arcén de la Vereda del Camino Viejo de Granada, una vía pecuaria que aquí está asfaltada, lleva a las proximidades de una almazara en el dise¬minado del Puente de Don Manuel, donde se toma una pista que baja a la izquierda. Se cruza de nuevo el río Alcaucín donde hay un bosquete de altos eucaliptos, se deja a la derecha el depósito de alpechín y se llega de nuevo a la carretera de Alcaucín a la altura del Puente de Salía o Zalía. De hecho, es posible ver el importante castillo que le da nombre a la zona, sobre un otero si se mira hacia el norte.

Hay 2.7 km de camino por el arcén de la carretera A-7205 y luego pista entre los olivares del Cerro de la Negra (al este) y la Loma de San José para llegar a las primeras casas de La Viñuela. El punto kilométrico 13.5 lo marca aproximadamente el desvío desde la calle Granada, en el centro de La Viñuela, hacia la calle Camino de la Fuente, que nos saca del pueblo haciendo un giro de 90º hacia el oeste por la Ruta del Agua. Esta oferta senderista del ayuntamiento cuenta con carteles alusivos al antiguo lavadero, la zona de baños del Pozanco, Fuente Lejos, la acequia histórica y otros elementos patrimoniales y naturales ligados al arroyo de los Cortijuelos.

 

El recorrido perimetral del pantano

No es mal lugar la Cuesta de Guaro con sus cortijos tradicionales entre olivos o el puertecito natural donde se cruza la A-402 para mirar hacia el norte hacia el emblemático Boquete de Zafarraya o hacia el nordeste y la imponente mole de Sierra Tejeda con Alcaucín blanqueando en la ladera. Pero este punto del recorrido es importante porque por unos metros se transita sobre el antiguo trazado del tren entre Málaga y Ventas de Zafarraya, en funcionamiento en este tramo entre 1922 y 1960. El tren de cremallera ascendía desde la Estación de Los Romanes (cerca de un hotel) hasta Periana cruzándose actualmente con la carretera o yendo paralela a ella. Hay una cerrada curva del carril que a partir de aquí sirve para continuar, en una zona con bastantes servicios y diversos paneles interpretativos.

Aunque el proyecto de regulación del río Guaro o río Vélez más abajo es anterior, las obras de este gran embalse malagueño de 165 hm3 de capacidad se terminaron en 1986 y su llenado se completó en la década de los 90. Actualmente su importancia radica en su conexión con la red de abastecimiento de las ciudades costeras de la Axarquía y su uso para la pujante industria de los frutos subtropicales debido a su alta demanda hídrica.

El carril terrizo que lo circunda marca algunos metros más de lo que supone la lámina de agua cuando el pantano está completamente lleno. En la fotografía de esta página estaba al 42%, en julio del 2018, y por tanto lejos del Sendero.

El municipio de La Viñuela ha señalizado algunos de los enclaves más importantes de la ruta de la pista perimetral, que va desde las Monjas a El Castillejo, al otro lado del embalse. De esta forma, se localiza fácilmente el Poblado de los Romanes en el kilómetro 16.1. Arriba de la loma y hacia el este estaba la antigua estación de ferrocarril.

Con dirección norte se pasa cerca de una de las grandes cortijadas de la zona, la de Vílches, en la divisoria de aguas a la derecha. Luego viene el mayor meandro del recorrido, y es aquí donde desemboca el túnel de Pocapaja, en realidad el final del trasvase de aguas desde los cauces del Salías, Bermuza y Rubite que viene del nordeste, al otro lado de la Loma de Zabato. Dos promontorios calizos a ambos lados del agua en el kilómetro 22.6 marcan el paso al término de Periana y la localización del enclave arqueológico de la Capellanía, de más de dos milenios de antigüedad.

 

El olivar centenario de Periana

La cola del embalse mantiene un bosquete de tarajes adaptado a la salinidad de los suelos yesíferos, pero el resto del paisaje ha empezado a cambiar durante la andancia del bujeo al olivar. Tras pasar por el Cortijo Piñero y las Mayoralas se llega al cruce del Área Recreativa del mismo nombre en el punto kilométrico 26.2. El camino acondicionado hasta ese punto está arbolado con almeces y se desvía algunos centenares de metros. Por el contrario, la pista seleccionada comienza a tomar altura y se interna de lleno en uno de los entornos agrícolas más sobresalientes de la Gran Senda de Málaga. Los añosos troncos de los olivos centenarios rodean por completo el Sendero, con alambradas en algunos casos pero afortunadamente manteniendo los tradicionales muros de piedra seca entre fincas y conservando kilómetros de pequeñas albarradas para suavizar la pendiente del terreno y facilitar las labores de cultivo.

Intercalados aquí y allí, algarrobos que seguramente tengan parecida edad pero cuyo porte supera ampliamente al del olivar. A 250 metros de altitud la pista deja a la izquierda y cada vez más abajo el vallecito arbolado del río Guaro, pero al llegar a la junta con el arroyo de Cantarranas se acaban los largos 13 kilómetros de pista terriza desde la cabecera del pantano y el contacto con el asfalto supone también un progresivo giro hacia el nordeste.

Las empinadas laderas se amenizan con el resultado de siglos de trabajo laborioso, con pequeñas casas de labor, linderos de almendros, algunos huertecillos al pie de pequeñas albercas y normalmente un escaso tránsito de vehículos. La llegada la zona sur de Periana contacta con las primeras casas del pueblo en el cruce con la Vereda de Cantillana, donde se da por finalizada la etapa.

Rutas
Ruta A pie
Acceso -

1. Inicio de la Etapa:

Acceso al Punto de Inicio: Salida 272 de la A-7 E-15 dirección Zafarraya y luego A-356, A-7205 y por último MA-4106.

Punto de Inicio: Extremo noroeste de Canillas de Aceituno, en su entrada por la carretera, cerca del campo de fútbol.

Para disfrutar de la senda sin peligro: El único tramo un tanto agreste es el descenso hasta la Cueva de la Fájara. Al tratarse de una angostura donde se unen dos barrancos para formar el Río Bermuza hay que extremar las precauciones en época de lluvias a la hora de vadear el cauce.

Del mismo modo, el cruce del Río Alcaucín normalmente no presenta problemas, y además hay un puente cercano que se puede utilizar para ello.

En las pistas asfaltadas y los tramos de carretera, como siempre, hay que estar pendientes de los vehículos que circulan, que pueden ser también motocicletas de campo y bicicletas de montaña.

2. Finalización de la Etapa:

Acceso al punto de finalización: Carretera A-7204.

Punto de finalización: Entrada a Periana por el este, en el kilómetro 7 de la A-7204.

3.Alternativas:

Posibles escapes: Alcaucín está en el punto kilométrico 6, de modo que es la mejor opción. A partir de ahí es frecuente el cruce con carreteras o caminos asfaltados, además de pasar por numerosas casas habitadas y alquerías.
Punto de no retorno: En la primera parte, la Cueva de la Fájara. Para la se- gunda parte, desde el Río Alcaucín sería innecesario retroceder por el camino, mejor utilizar las pistas asfaltadas para regresar al pueblo.

Punto de no retorno: En la primera parte, la Cueva de la Fájara. Para la segunda parte, desde el Río Alcaucín sería innecesario retroceder por el camino, mejor utilizar las pistas asfaltadas para regresar al pueblo.

Enlaces a otros senderos y Vías Pecuarias: Esta octava etapa es la imagen especular de la primera del GR-242 Periana Nerja, puesto que este tramo es la primera etapa del mismo, que empieza en Periana precisamente.

La primera parte de la etapa es justamen- te el camino pedestre que conecta desde siempre Canillas de Aceituno y Alcaucín trazando una línea recta. En la actualidad no es así y describe una amplia curva en la Loma de Canillas a causa de la Cantera de Alcaucín que interfiere con el enorme bocado a la sierra caliza, de modo que el camino original se interrumpe repentinamente.

En la segunda parte se coincide con el Camino de Periana a Alcaucín, hasta que se cruza el trazado del Tren Cremallera de La Viñuela a Periana y se sigue por él.

 

Duración - 8:00 horas
Longitud - 29500 Km