Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra política de cookies.

×

Esponjas de mar

Diputación de Málaga

Esponjas de mar

¿QUÉ ES UNA ESPONJA?

Las esponjas de mar son animales invertebrados, a pesar de su forma más parecida a la de un vegetal. Este grupo incluye a cinco Clases taxonómicas de las que Calcarea y Demospongiae son las más comunes en aguas de la provincia de Málaga. Las especies incluidas en la clase Calcarea, como Clathrina clathrus son muy incrustantes, alejándose de la imagen típica de una esponja. La clase Demospongiae más abundante, incluye tanto a formas incrustantes como Spirastrella cunctatrix, como a las típicas esponjas de baño como Spongia officinalis.

La forma corporal generalizada de estos animales es la de un "saco" con una abertura grande en la parte superior, por donde sale el agua, y muchos poros repartidos por las paredes, por donde entra el agua. La filtración del alimento se produce en la cámara interna del animal.

Las esponjas se consideran los animales más primitivos descendientes de los protozoos unicelulares. Esto último se ha deducido por la semejanza de las células que realizan la absorción del alimento, que son únicas en el reino animal, a los protozoos.

La estructura del animal es soportada por un tejido especial donde se encuentran inmersas fibras de colágeno y espículas silíceas.

 

¿DÓNDE VIVEN?

Se tratan de especies sésiles y bentónicas, es decir que se encuentran ligadas al fondo. Pueden encontrarse tanto en oquedades como en la superficie de las rocas desde escasos metros de profundidad hasta los 50 m.

 

REPRODUCCIÓN

Son animales filtradores, que extran el alimento a través del agua que “filtran” a través de su cuerpo. Pueden reproducirse tanto asexualmente, lo que ocurre la mayoría de las veces, como de forma sexual, a partir de la liberación de gametos al agua.

 

IMPORTANCIA ECOLÓGICA

El silicio, en forma de ácido de silicio, juega un papel fundamental en los ecosistemas marinos a escala planetaria, ya que además de servir de nutriente esencial para las diatomeas, radiolarios y silicoflagelados, la cantidad de silicio controla la producción primaria marina, e indirectamente controla la producción de dióxido de carbono, en conexión con el ciclo del carbono. Recientemente, se ha puesto de manifiesto que las esponjas son un gran reservorio de silicio, jugando un papel clave en el control del mismo, y de su incorporación en los ciclos biogeoquímicos, fundamentales para los ecosistemas marinos.

Fauna > Esponjas
Medios
Marino